¡Bienvenidos!

Queremos presentar el ministerio que Dios ha levantado en España por Costa de Marfil. Este es el blog oficial de "CercÁfrica" , aquí podéis informaros de lo que se ha realizado durante este verano y tener noticias recientes de los hermanos de allí. Gracias por vuestro apoyo y oraciones. ¡Sed muy bendecidos.!

lunes, 11 de abril de 2011

Alto el fuego!!!

De nuevo entre violencia, sangre, fuego y violaciones... Costa de Marfil se enfrenta de nuevo a más masacres cuando estaban reponiéndose de la guerra pasada... Familias acribilladas a balas, más silencio posterior, más huérfanos, más hambre, más lágrimas y heridas de las que se seguirá sin hablar...

Hoy, levantamos nuestro grito de inconformidad, y nuestro clamor al cielo, PORQUE ES NUESTRA GENTE!!... porque duele más cuando las victimas tienen caras y nombres, y has reído y bailado con ellos..
No podemos descansar mientras ellos huyen, no podemos reír mientras ellos sufren, ni  nos sentamos a nuestras mesas sin desear que no pasen hambre, ni tengan frío. No nos conformamos con orar, queremos un ALTO EL FUEGO!!

Queremos que Dios envíe Sus ángeles y les esconda bajo sus alas, que el enemigo pase de largo sin verlos, que proteja sus vidas, sus casas, su fe y su mañana. Que ponga un cerco alrededor de ellos, y como en Egipto, en la plaga de tinieblas, los israelitas tenían luz en sus habitaciones, así Dios haga con los inocentes, proveyendo, salvaguardando, fortaleciendo, mostrando Su poder, Su gloria y Su presencia, porque en medio de tanto horror me consta que claman por ello.
Que los soldados sean confundidos sin saber qué sucede... ¡¡¡HOY, RECLAMAMOS ESTE MILAGRO EN EL NOMBRE DE JESÚS!!!

Estamos con vosotros, intercedemos por vuestras vidas, Dios no se ha olvidado de vosotros.

domingo, 17 de octubre de 2010

RETIRO CERCÁFRICA- Noviembre 2010


Dios ha hecho tantas cosas en este tiempo, que es imposible dejar pasar la oportunidad de reunirnos y DARLE GRACIAS.
Así que, hemos decidido tener un retiro de gratitud, adoración y oración. Si estas interesado, y quieres asistir, para informarte del proyecto que Dios tiene entre manos en Costa de Marfil, no lo dudes, apúntate.
Cómo, dónde y lo que necesitas saber está en el folleto que adjuntamos a continuación. Va ha ser un tiempo increíble, con audiovisuales, alabanza, vigilias, fotos, testimonios del equipo que ha viajado estos años, devocionales, tiempo libre, actividades para los niños, y un buen tiempo alrededor de la Palabra. ¡Anímate, y anima otros.!... ¡Te esperamos!


PARA DESCARGAR EL FOLLETO DEL RETIRO DE CERCÁFRICA

DESCÁRGALO AQUI

sábado, 2 de octubre de 2010

Día 15: Colorín, colorado…


Suena el despertador a las dos de la mañana, aproximadamente. Mientras nos quitamos las legañas, más de uno se pregunta cómo se puede acumular tantísimo sueño en un único ser humano…¡Debería estar prohibido por ley!

Cogemos las maletas y comenzamos la marcha hacia la minibús. Una vez en el aeropuerto, y pasados ya los controles, nos damos cuenta de que esta aventura está tocando a su fin…

Después de una cabezadita que nos ayuda a recuperar fuerzas, llegamos a Casablanca, con el deseo de que en esta ocasión, no tengamos percances en los vuelos y podamos llegar a casa y abrazar a los nuestros en la hora prevista. Después de un rato agradable inmersos en juegos de cartas, embarcamos hacia nuestro destino final: Madrid.

Raro sería que esta aventura concluyese sin algún percance como colofón. Al ir a recuperar nuestros bártulos, nos damos cuenta de que un djembé viene dañado y los otros dos, no aparecen. Así que toca reclamar y hacerse a la idea de no volver a verlos. Pero tranquilos…dos días después los recuperaríamos.

Abrazos con nuestros familiares y amigos son una buena transición hacia el próximo objetivo: trabajar duro para, con la ayuda de Dios, lograr que el Proyecto Man cumpla los sueños que tiene por delante.



Esteban Lozano

Día 14: Últimos momentos en Costa de Marfil



Amanecemos en el hotel y nos dirigimos a un chiringuito de playa para desayunar. Allí programamos lo que será el resto de la mañana hasta que a mediodía, tengamos que desalojar las habitaciones. Decidimos pasear por la playa mientras algunos comerciantes no dejan de agasajarnos en la búsqueda de alguna venta provechosa.

Después de las últimas compras y de comer, nos encaminamos de nuevo a Abidján, concretamente a la casa de Patricia y Joel, que volverán a acogernos hasta la hora de nuestro vuelo. Allí, pasamos la tarde y aprovechamos ese tiempo para reunirnos y compartir impresiones de lo que han sido estos quince días. Durante un rato, cada miembro del grupo aporta su punto de vista sobre muchos temas, algo que sin duda enriquece a todos los demás. Después del esfuerzo y del relax, llega la reflexión; tres ingredientes que todo viaje al Tercer Mundo debería poseer.

Tras la cena, Joel nos cuenta su testimonio de fe. Allí también está su mujer, Patricia, que con tanta simpatía nos ha recibido en su casa. ¡Qué bendición tener gente así, que está entusiasmada con el Proyecto Man y que abre sus puertas con tanta hospitalidad!

Es noche cerrada; ya sólo queda esperar que llegue la hora de irnos, sobre las dos de la mañana. Algunos deciden aprovechar despiertos hasta el último minuto; otros, dormir aunque sea breve. Las maletas quedan preparadas. Cuando suene el despertador será llenar la minibús y emprender la ruta hasta el aeropuerto.

Esteban Lozano


Día 13: Relax



Desde por la mañana, notamos que el día de hoy será relajado. A diferencia de todos los anteriores, arañamos todo el tiempo posible en la cama. Así, además, hacemos tiempo hasta el mediodía, momento en el que podamos acceder al hotel próximo al mar donde pasaremos las próximas 24 horas.

Después de comer, nos preparamos para salir de compras. Ante nosotros, la oportunidad de aprovechar y adquirir aquellas cosas que después regalaríamos a nuestros familiares y amigos como recuerdo de nuestro viaje. Las tiendas de artesanía abundan, repletas de verdaderas obras de arte. Dely se convierte en una ayuda inestimable en este punto. Sólo él, aparte de Paco, puede regatear por nosotros ante unos vendedores que de ir solos, no tendrían mucha pieda

d de unos occidentales como nosotros,

El mar allí suele estar embravecido, por lo que es desaconsejable meter más que las rodillas. Pese a todo, disfrutamos de un paseo por la orilla del mar y un bañito en la piscina. Después de cenar, hablamos de los próximos pasos del Proyecto Man y el esfuerzo que supondrá. Pero, al mismo tiempo, cogemos esperanza sabiendo que el éxito depende de Dios y no de nuestras propias fuerzas, limitadas.

Concluye así un día distinto, una jornada de descanso donde poder relajarnos, disfrutar de buena compañía y quizá, comenzar a asumir todo lo que hemos visto y vivido en estas dos semanas





Esteban Lozano

Día 12: ¡Hasta pronto, Man!


Prontito comenzamos el viaje de regreso a Abidján. Mientras atravesamos Man por última vez, nos invade una sensación extraña. Por una parte, la satisfacción de la misión cumplida y por otra, la tristeza de abandonar una región que más de una lección nos ha enseñado en tan pocos días.

Asumido que será un viaje incómodo y largo, nos encontramos con la alegría del día. Una breve parada en un campamento cristiano para entregar un donativo que ayude a cubrir gastos, trae consigo el asombroso recibimiento que tantos niños y niñas nos ofrecen. ¡Creo que momentos así tardarán mucho tiempo en olvidarse! Su música y su cariño fueron todo un regalo.

Reanudamos el trayecto. Entre risas y alguna que otra cabezadita, llegamos a Abidján. Allí, nos alojamos en casa de Joel y Patricia, una pareja cristiana que ofrece su excelente casa para que podamos descansar.

Mañana, nos espera un interesante día de relax, compras y reflexión. Pero antes recargaremos las pilas. ¡Buenas noches!

Esteban Lozano

Día 11:Zouan-Hounien



El cansancio del día anterior no hace mella en nuestras fuerzas y aún menos en nuestros corazones. Afrontamos un nuevo día, ya el 11 denuestro viaje, como si fuera el primero, esperando que África nos sorprenda de nuevo. Nuestro destino hoy: Zouan-Hounien, ciudad situada al norte del país, a tan sólo 13 kilómetros de Liberia y, actualmente, controlada por el gobierno.

El tiempo pasa dentro de la furgoneta que nos lleva a Zouan-Hounien. Nuestros ojos ya se han acostumbrado a la tierra roja del camino en contraste con el verde intenso de la selva, a las gentes que caminan entre el verde y el rojo en no sé qué dirección y hacia no sé qué lugar, a los controles. A lo que no se terminan de acostumbrar nuestros cuellos y espaldas es al sorteo de los interminables baches de la improvisada “carretera”; o quizá sí…

Zouan-Hounien nos espera con los brazos abiertos. Y por dentro, mezcla de sensaciones. De nuevo lo que viene siendo la tónica del viaje: el contraste. Por un lado agradecimiento absoluto por el espectacular reci

bimiento; por otro, rubor ante el protagonismo exagerado que, sin saber muy bien por qué, nos conceden.

El 31 de octubre están previstas las elecciones en Costa de Marfil. Las puertas de la residencia del candidato de una de las principales fuerzas políticas del país están abiertas para nosotros. Una vez más, hay sitio en casa. Las presentaciones van seguidas de una entrevista que Esteban y yo (Paula) realizamos al candidato, aprovechando la visita. De nuevo la paciencia y el buen humor del equipo compensaron nuestra sensación de estar “interrumpiendo” el programa. ¡Gracias chic@s, por aguantar a estos dos intrépidos periodistas!, ;-)

A continuación, las gentes de Zouan-Hounien agradecen nuestra presencia con bailes, cánticos, y el ritual de acogida con el que nos proporcionan los atuendos típicos del lugar. Tras una copiosa y exquisita comida - y pensábamos que íbamos a pasar hambre en África…- nos dirigimos, acompañados por la multitud, a visitar diferentes instalaciones del lugar.

El hospital: sin recursos materiales ni humanos. Es duro decirlo, pero tras nuestra anterior experiencia en el hospital de Man, no nos esperábamos algo distinto. Tienen un dentista pero no tienen los recursos necesarios para que pueda pasar consulta. Creo que eso lo resume todo.

La escuela: unas cuantas aulas salteadas en medio de la selva y unos pocos profesores, voluntarios incluidos, para miles de niños que, con edades muy dispares, comparten clase y aprendizaje.

Un centro infantil: destrozado. ¿Rebeldes? ¿Gobierno? ¿Fuerzas militares de Liberia? No queda demasiado claro quién ha hecho trizas la esperanza de esas miradas inocentes cuyo único delito ha sido nacer en un lugar difícil en un momento complicado.

Y para finalizar la visita, una gran responsabilidad: el político pide a CercÁfrica que lleve a cabo en su localidad un proyecto de las mismas características que el de Man. Si bastase la voluntad, habría “Proyectos Man” en toda Costa de Marfil, en toda África, en todos los rincones del mundo que necesitan ayuda. Ojalá consigamos el mayor número de recursos posible y la financiación necesaria para tender la mano a toda esa gente que ve en nosotros la salida a su sufrimiento y el sueño de un futuro cargado de esperanza.

Despedidos como auténticas estrellas de Hollywood y escoltados hasta entrar de nuevo en zona rebelde, los cánticos y el buen humor a pesar del cansancio consiguieron abreviar, y mucho, el viaje de vuelta al campamento. Unos minutos bajo un cielo plagado de estrellas para ordenar todos los sentimientos que se revuelven con ímpetu por dentro antes de reponer fuerzas y descansar para afrontar la aventura de mañana.






Esteban Lozano



sábado, 21 de agosto de 2010

Día 10: ¿Un terreno?


Comienza un día clave. Después de tres años de trabajo, la asociación CercÁfrica recibirá el terreno que con tantas fuerzas ha soñado desde que se constituyó. Así lo ha fijado el alcalde de Man y Ministro de Transportes del país, que con tanto cariño nos ha cuidado desde que llegamos.

Como el acto institucional no comienza a la hora inicialmente prevista, hacemos tiempo en el ciber. Entonces, suena el teléfono y nos invitan a dirigirnos hacia el ayuntamiento. Allí, nos recibe brevemente el alcalde para poco después, caminar hacia la Sala de Juntas, donde tendrá lugar la firma del convenio. La sala está abarrotada de personas que se erigen en testigos de un acuerdo tan especial. Después de las palabras del edil y de Paco, Presidente de CercÁfrica, que explica brevemente a los asistentes la finalidad del centro que la asociación pretende crear en un futuro, nos ponen nombres típicos de la etnia yacoubá y nos regalan trajes tradicionales. Así, nos aceptan como hijos adoptivos de la ciudad. Esperamos que Dios, a través de este proyecto, dé muchas alegrías a esta ciudad en el futuro.

Ya por la tarde, y después de otra “visitilla” al orfanato, nos reunimos con los miembros del equipo marfileño de CercÁfrica. Aparte de la Junta en España, para legalizar la entidad en Costa de Marfil es necesario constituir una contraparte en el propio país. Serán cinco personas de confianza que trabajarán duro para llevar este proyecto hacia adelante.

Acto seguido, emprendemos ruta hacia la casa del alcalde. La cena es exquisita. No os contaremos más porque se os haría la boca agua, J

Paula y yo (Esteban) aprovechamos la oportunidad para entrevistar al alcalde. Aunque ya era tarde y nuestros cuerpos nos pedían descanso, pasamos un buen rato escuchándole. El relato del alcalde de una zona tan inestable no podía dejarnos indiferentes…Cuando salimos de la entrevista, vemos al resto del equipo con un sueño en los ojos difícil de ocultar. Es hora de dormir, creo que nos lo hemos ganado.

Por cierto, ¿un terreno? No exactamente…La UEESO ha decidido ceder el uso de un terreno en los alrededores. Ellos no lo están utilizando y quieren cedérnoslo para disponer de él y por ejemplo, cultivar y generar recursos necesarios para el proyecto. Obviamente, la propiedad del terreno seguirá siendo de la UEESO pero…cuando pensábamos disponer de un terreno, Dios nos ofrece dos (uno regalado y otro cedido) el mismo día. ¡Chapeau, Señor, chapeau!

Esteban Lozano

Día 9: Klapleu



Nos levantamos más temprano de lo normal para un día poco normal, al menos, para nosotros. Tenemos un camino de un par de horas hasta Klapleu, una aldea perdida en la selva, de donde son originarios los miembros marfileños de CercÁfrica en España: Dely, Anne-Laure y Annette. Llegamos sobre las 11 de la mañana y después de un vistazo breve al pueblo, nos dirigimos hacia un aula del colegio. Allí en pocos minutos empiezan a reunirse los niños cristianos, que al ritmo de djembés comienzan a cantar al Señor en su lengua nativa, el yacoubá. Es el tiempo reservado para ellos antes de que lleguen los adultos y prosiga la reunión dominical. Tuvimos la oportunidad de compartir ese rato con ellos, e incluso nos arrancamos a bailar, como cada vez que nos recibe alguna comunidad. Con la práctica, nos estamos convirtiendo en todo unos expertos, J

Después de comer y de estar un rato con los niños (somos su centro de atención durante ese día), partimos de nuevo hacia Man. Después de tantas horas de minibús por rutas inhóspitas y el cansancio acumulado de estos casi diez días, nos tomamos la tarde con calma. Primero, nos acercamos a un orfanato situado a escasos 100 metros de nuestras casas. Unos pocos días estuvimos por primera vez, ni dos minutos hemos tardado en cogerles cariño. No pocos de ellos perdieron a su madre durante el parto…Gracias a Dios, pueden vivir estos primeros años en este centro; otros en la misma situación carecen de esa suerte.

Un rato después, viene una mujer reputada que a través de su propia ONG, en castellano traduciríamos “Generación de Mujeres del Tercer Milenio”, ha ayudado mucho socialmente en el país, especialmente a las mujeres y a las niñas, que sufrieron atrocidades durante la guerra a manos de los rebeldes. Su testimonio de aquellos cruentos años y su pasión por ayudar a su pueblo nos tocan el corazón. Durante la cena, seguimos comentando entre nosotros el impacto que su visita ha producido en nosotros.

Es hora de dormir, mañana tenemos un día importante por delante.

Esteban Lozano


jueves, 19 de agosto de 2010



Donde la mirada se vuelve aliento
y la crudeza cruje sin descaro
se vislumbra la pureza,
una generación que espera y se revela
con la esperanza de contemplar
como su tierra se restaura...

...los niños de MAN



jueves, 12 de agosto de 2010

¡Dios cumple sus propios planes!

Él creó todo lo que existe por medio de su palabra. Bastó una orden suya para que todo quedara firme.
Dios no deja que las naciones lleven a cabo sus planes; Dios no deja que los pueblos realicen sus planes malvados.
Pero Dios cumple sus propios planes, y realiza sus propósitos.
¡Dios mío, tú bendices al pueblo que te reconoce como Dios!
¡Tú bendices a la nación que te acepta como dueño!
(Salmo 33:9-12)

lunes, 9 de agosto de 2010

Dia 8: La Parada



Hoy, 7 de agosto, toda Costa de Marfil se prepara para celebrar los 50 años de su independencia.

Cientos de rebeldes se encargan de velar por la seguridad de las celebridades que acuden al desfile programado por esa mañana, lo cual no nos produce demasiada confianza.

La gente se agolpa a nuestro alrededor con la esperanza de encontrar un hueco por el que poder observar todo lo que va a pasar.

Comienza el desfile. Ante nosotros van pasando los diferentes grupos sociales de la ciudad demostrando sus talentos. Se sentimientos forman una mezcla un tanto agridulce al ver pasar el grupo de los comicos seguido por la asociacion de limpiadores de zapatos conformada por niños entre los que se puede ver pequeños de 3 o 4 años que gritan que quieren agua...

Con esa sensacion nos vamos para repartir las pequeñas bolsas de ayuda que hemos traido, sabiendo que no sera suficiente: medicinas para el doctor, ropa para los niños, algun que otro par de zapatos...Sus caras expresan tal agradecimiento que sobran las palabras.

Concluimos el dia con una cena en casa de un amigo del equipo. Algo que nos sigue sorprendiendo es ver como personas que no tienen apenas para salir adelante lo dan todo por ofrecernos una buena cena y se les ilumina el rostro cuando les damos las gracias.

Poco a poco estas caras, estas sensaciones, estos olores, se van grabando en nuestra memoria y en nuestro corazon, y pedimos a Dios que nos ayude a nunca olvidar todo lo que estamos viviendo.

Dia 7: La sanidad en Man



Dicen que el olor es uno de los sentidos que mas recordamos y asociamos con cada momento vivido y no creo que ninguno de nosotros podamos olvidar los olores experimentados esta mañana. Al llegar nos recibe la direccion del hospital que nos expone la situacion y carencias actuales.
Comenzamos la visita y lo primero que vemos es la zona odontologica en la que el sillon que es donacion de Israel, no lo aprovechan en su totalidad por falta de formacion.
Pasamos a la zona de rayos X que ademas de no ser una zona restringida, las radiografias son reveladas de forma manual con productos quimicos peligrosos.
Bajamos a un sotano que como el resto del hospital con bastante falta de higiene, y llegamos a la zona de "esterilizacion" de los utensilios hospitalarios. Observamos un cubo en el suelo en una zona bastante sucia donde se esta lavando una sonda gastrica para su posterior "esterilizacion" en el autoclave que nos ensenyan a continuacion, dicho autoclave carece de panelizacion ya que han tenido que retirarla para que los ratones no roan las piezas internas.
Tanto la zona de urgencias, en la que se acumulan los pacientes por ser la unica en la region, como el antequirofano presentan un estado lamentable, tanto en higiene como en las instalaciones.
Continuamos la visita hacia materno-infantil, la imagen es dantesca, los niños se acumulan en las camas por falta de espacio en condiciones insalubres, el olor es cada vez mas fuerte y me cuesta respirar. Las madres se hacinan en las camillas con sus hijos y sus miradas nos reflejan desolacion. Avanzando por la habitacion puedo observar como dos bebes no solo comparten su camilla si no que tambien comparten su sonda gastrica, las miradas de las madres me parten el corazon, esto no puede ser verdad. En la siguiente habitacion nos encontramos a mas de de diez niños con sus madres, el olor a suciedad es insoportable, las ventanas rotas, las moscas estan por todas partes y las miradas nos claman ayuda.
Gratamente me sorprende el estado del quirofano de materno, tanto por instalaciones como por higiene, pero solo ha sido un espejismo, a la ventilacion automatica le falta la monitorizacion y el personal de mantenimiento no es capaz de hacerla funcionar por falta de formacion.
El paritorio me embarga de tristeza, tan solo dispone de tres camillas cuya estabilidad deja mucho que desear y nos cometan que en algun caso las parturientas se han precipitado al suelo en pleno parto.
En el laboratorio para variar, la mayoria de los aparatos no funcionan.
De camino a la farmacia nos encontramos con un buzon de sugerencias, que ironia. Esta repleta de personal farmaceutico que contrasta notablemente con el numero de sanitarios, tan solo dos ginecologos para dar servicio a todas las mujeres de la region de Man. Nos explican que los medicamentos deben ser abonados por los pacientes tanto si estan en el hospital ingresados como si es poblacion de la region.
Lo mas increible de todo esto es que este mail lo estoy escribiendo desde el ciber que pertenece al hospital que cuenta con doce modernos ordenadores y la sala esta perfectamente climatizada.
Todo esto contrasta con las buenas condiciones en las que viven los niños de hasta tres años en el orfanato cristiano situado en el centro en el que nos alojamos y que hemos visitado esta tarde. Ellos han conseguido sacarnos una sonrisa, despues de una mañana triste.

sábado, 7 de agosto de 2010

qué buen invento esto del blog!.

Acabamos de llegar, nos hemos conectado en el hotel sólo para leer a vista de pájaro vuestras líneas en el blog y seguir vuestros pasos... os echamos de menos y oramos por vosotros. POR SUPUESTO QUE ESTAMOS AHI!... Dios bendiga ese tiempo tan especial, abrid los ojos, respirar profundo y disfrutad de todo lo que Dios os muestra y susurra...

Es genial tener noticias frescas cada día, conectarse y ver lo que hacéis y vivís con horas de diferencia es una pasada!!!... Qué buen invento esto del blog!

Saludad allí a todos de nuestra parte, y vosotros, sabed que oramos por el equipo, por cada decisión, y contratiempo… Deseamos que Dios bendiga este proyecto y os guie de tal forma que veamos Su grandeza, poder y misericordia. ...... Ah, ¡os queremos!... Ánimo!

viernes, 6 de agosto de 2010

Día 6: Cascada de sensaciones...



Llega el quinto día de nuestro periplo en Man, en el que pretendíamos visitar su prisión y así conocer a fondo la realidad de los presos de esta ciudad. Aunque teníamos el permiso para realizar esta visita, una vez llegamos allí se nos denegó la entrada.
Nos dirigimos entonces al ayuntamiento, para poder reunirnos con el teniente de alcalde y el director técnico responsables de la concesión del terreno solicitado para la construcción del centro de formación y hogar del proyecto man.
Pese a que en principio se hablo de la opción de escoger entre tres terrenos diferentes, finalmente visitamos dos. Pedimos a Dios que nos de sabiduría para escoger el más apropiado.
Reponemos fuerzas y nos vamos a ver a Julienne, viuda que tiene a su cargo ocho hijos con la extrema dificultad que eso supone en una ciudad como Man.
Tras esta visita, hacemos un alto en el camino para relajarnos y refrescarnos en la Cascada Natural de Man para finalmente reunirnos con los responsables de la UEESO (Unión de las Iglesias evangélicas obras y misiones) y darles las últimas noticias sobre el proyecto. Tras este grato encuentro volvemos al cuartel general esperando que el nuevo día nos ofrezca una nueva cascada de sensaciones.

Hay sitio en casa

Nos despertamos y enseguida nos adentramos en una mezcla de olores, texturas, sonidos:

el mercado de Man. Atravesando sus callejuelas, vamos confeccionando ya nuestras camisetas, pantalones y vestidos; elegimos telas que pronto se convertirán en una verdadera obra de arte.

Pero no todo dentro del mercado son colores vivos, también se percibe una capa de dureza y, a la vez, arduo trabajo en las gentes que rodean cada puesto, cada rincón, cada puerta... Vemos multitud de niños de cualquier edad cargando frutos secos, jabón o cualquier otro producto que nos ofrecen sin cesar. Una sensación agridulce vuelve a surgir…La imagen de la carga y la inocencia se entremezclan, parece que este ingrediente se extiende por la tierra de MAN. La dureza y la belleza se combinan continuamente.

Por la tarde, visitamos una aldea. Nos reciben con cánticos y bailes típicamente africanos; no nos lo podemos creer. Decenas de niños se agolpan para mirarnos y sacarnos una sonrisa que provoque la suya. El grupo de dirigentes (los «notables») nos recibe y da la bienvenida. «Hay sitio en casa» -nos aseguran-; es su manera de decirnos que aprecian enormemente nuestra presencia. Suena la música y nos sacan a bailar al sonido del djembe, es uno de los momentos mas simpáticos de la tarde. Para terminar, muestran su agradecimiento dándonos de comer un plato de pollo con arroz para chuparse los dedos.

Toca regresar al instituto bíblico donde nos alojamos. Concluye un día de emociones y sorpresas. Dios nos ha enseñado a través de la hospitalidad de los marfileños. Ojalá en España se practicara más esta virtud…Ellos, no teniendo nada, nos lo dan todo.

Bonsoir, Man

Despertamos en Abidjan y cargamos el minibus que nos llevará a Man de maletas y, sobre todo, de ilusión.
450 kilómetros y nueve horas de un viaje intenso en el que vamos dejando atrás diferentes paisajes y pueblos.La vida y costumbres de sus gentes van pasando a través del cristal ante nuestro asombro y el suyo.
En cada parada, grupos de niños de diferentes edades nos rodean para ofrecernos sus productos y sus sonrisas. Rozando las 6, atravesamos las ciudad de Man para dirigirnos al lugar en el que nos hospedaremos los próximos días.
Rodeados de naturaleza y sosiego, recibimos la calurosa bienvenida de las personas que nos esperan con los brazos abiertos. Nos distribuimos en las diferentes casas y, tras una exquisita cena, reflexionamos acerca de todo lo vivido hasta el momento y nos vamos a descansar. Mañana MAN nos ofrecerá mucho más.

miércoles, 4 de agosto de 2010

Día 3: Primeros pasos en Costa de Marfil

Por fin llegamos a nuestro verdadero destino. Poco después de las seis de la mañana, salimos del aeropuerto de Abidján. Fue una ruta en furgoneta hasta donde nos alojaríamos esa noche: la casa del director de los ferrocarriles del país. Por el camino, pudimos percibir diferencias notables con respecto a España; por ejemplo, la suciedad que inundaba cada rincón; o el trabajo, que se hace en la calle y no en interiores como estamos acostumbrados. Pero también descubrimos sus encantos, como su paisaje; lo urbano convive con la vegetación tropical.
Después de asentarnos en la casa, descansamos un par de horas. Llevábamos dos días viajando de noche y nuestro cuerpo lo empezaba a notar. Fue entonces cuando visitamos la Embajada de España para hacer constancia de nuestra presencia en el país. Es algo que siempre recomiendan, por lo que pudiese pasar. Pero tranquilos, que estamos sanos y salvos.

Justo después de chuparnos los dedos con algunos platos típicos marfileños, dimos un paseo por la ciudad. Pasamos por muchísimos puestos en la calle y llegamos hasta la laguna. Anne Laure (miembro del equipo) y un primo suyo nos guiaron y nos explicaron todo aquello que íbamos viendo.

Ya por la tarde, nos reunimos con algunos responsables de la UEESO, la denominación cristiano-evangélica que nos está apoyando en este proyecto que es CercÁfrica. Fueron muy atentos y mostraron su interés en continuar trabajando con nosotros en el futuro. ¡Y cómo no, incluso hubo algún comentario sobre el Mundial! La victoria de España no ha pasado desapercibida por estas latitudes.

El alcalde de Man es actualmente el Ministro de Transportes del país. Pues bien, como el alcalde tiene casa en Abidján, nos invitó a ir y cenar con él. El año pasado ya mostró su disposición a cooperar con CercÁfrica, hasta el punto de que nos ha facilitado la furgoneta con la que nos estamos moviendo por el país; y no sólo eso, sino que en los próximos días nos enseñará tres terrenos para que elijamos uno para nuestro sueño: la construcción de un centro permanente de ayuda a niños huérfanos, niños-soldado y viudas. Tendremos que elegir uno de ellos; por favor, orad para que Dios nos permita escoger el más apropiado.
Afortunadamente, aparte de los compromisos que teníamos para hoy, hemos podido hacer cosas que teníamos programadas para ayer, así que ese día perdido no ha supuesto una gran perdida en la práctica.

Ha sido un día muy completito. Es tiempo de descansar y reponer fuerzas. Un largo día de viaje por carretera nos espera. ¡Man, allá vamos!

Día 2: De turismo inesperado por Casablanca

El desayuno en el hotel concluye a las 10. Como estábamos cansados del viaje, apuramos al máximo en la cama y nos reunimos a las 9:30 para tomar algo. Acto seguido, cogimos la mochila y nos fuimos a visitar la ciudad. Caminamos por el zoco de la ciudad y nos empapamos del ambiente de Casablanca.
Para comer, volvimos al hotel en taxi. Si alguna vez vais a Marruecos, tomaos una tila antes de sumaros a la circulación. Aquí no es que respeten mucho las normas de tráfico, podéis creernos…
Por la tarde, algunos de nosotros, junto con un español y dos africanos que también habían perdido su conexión, volvimos para echar un ojo a la mezquita y ver un poco más de ciudad. Para regresar, otra aventura en taxi. El conductor no sabía la manera de llegar al hotel y estuvimos dando vueltas sin sentido. Después de un rato, preguntó a otro del gremio, que supo indicarle. Al final, pudimos llegar y prepararnos para volver al aeropuerto. Casi sin darnos cuenta, el día había pasado y llegaba la hora de coger, por fin, nuestro vuelo a Abidján.
En el aeropuerto, más de lo mismo: retrasos. Pero a las 2 de la mañana, por fin, nos embarcamos hacia nuestro verdadero destino, Costa de Marfil.

Día 1: Demasiado Barajas...

Dicen que lo bueno se hace esperar... A las 4:30 de la tarde nos juntamos todos los miembros del grupo para un plácido viaje hasta Costa de Marfil...Nada más lejos de la realidad. El vuelo hacia Casablanca se demoró 5 horas y perdimos la conexión hacia Abidján.
Este retraso en Barajas crispo a algunos viajeros que llegaron a encararse con personal de Iberia...En fin, nosotros intentamos tomárnoslo con filosofía y matamos el tiempo hablando y echándonos unas risas.
Pasada la medianoche, cogimos el avión y llegamos a Casablanca. Rápidamente, conseguimos un vuelo para la madrugada del día siguiente y la compañía aérea nos alojó en un hotel. Era ya tarde, pasadas las 3 de la madrugada, cuando pudimos ir a dormir.
El primer día de esta aventura ha tenido un final inesperado, lamentablemente. Pero gracias a Dios, mantenemos el ánimo intacto. Ahora toca cambiar el chip y ya que estamos en Casablanca, aprovechar el día y hacer algo de turismo. Os contaremos.

sábado, 31 de julio de 2010

En el aeropuerto...


Salimos con 4 horas de retraso, nos espera comida en el avión gratis y hotel en Casablancaaaaaaaa....jajaja

(es lo más probable si pierden el enlace debido al retraso... o puede que no)...ühh

viernes, 30 de julio de 2010

Preparados, listos... YÁÁÁÁÁfricaaaaaaa!

Estamos al final de la cuenta atrás... Mañana sale el equipo rumbo a esta nueva experiencia africana. Este es un viaje MUY especial para el proyecto, este año no dejará indiferente a nadie después de ver y sentir África en su esencia más pura.

Este ha sido un año decisivo para CercÁfrica, lleno de dificultades, nacimientos, fallecimientos, milagros, accidentes, buenos contactos, ofrendas inesperadas, y un sin fin de intervenciones de parte de Dios que nos ha conmovido y nos ha dado un mayor empuje para seguir trabajando y bendiciendo a África.

¡Estamos seguros que Dios está delante de este proyecto!


El equipo tiene por delante …un largo viaje, ceremonias de bienvenidas, la cesión del terreno por el alcalde de Man, visitas a hospitales y orfanatos, a poblados de la Selva, recibimientos en campamentos y celebraciones, y cientos de ojos de todas las edades que les mirarán continuamente tan sólo esperando una sonrisa, y un apretón de manos.


Gente con más corazón y generosidad que necesidad….¡ Y ya es decir!, Gente con más experiencia del mover y protección de Dios del que tú y yo podamos imaginar.

El silencio perdura tras la guerra, cosas de las que aun no se pueden hablar, heridas silenciosas que todavía sangran…. Pero hay baile, hay gozo, hay esperanza y la presencia de Dios llena sus vidas de tal forma que no se rinden.


África es un país que deja huella… me apuesto algo que mejor lo contarán en directo el quipo en su estancia allí.


¡NO OS PERDÁIS LAS NOTICIAS EN ESTAS DOS SEMANAS!

Oramos que Dios les guarde yles sorprenda de la manera que Él tiene planeado.

jueves, 29 de julio de 2010

Are you ready?

Parece mentira pero ya está tan cerca que podemos tocarlo.... en dos días nos vamos a Costa de Marfil, podremos oler, sentir, reir, llorar, disfrutar y compartir. Que ganas tengo!!!!!!

miércoles, 12 de mayo de 2010

Primer Contacto





"Ya estamos con las maletas medio hechas y el corazón expectante, pronto Costa de Marfil formará parte de nuestro camino"

Este fin de semana nos reunimos en Burgos con el fin de conocernos e ir forjando un poco de ambiente grupal.
De algún modo el viaje ya ha comenzado, pues cada uno hemos regresado a casa con un idea más real de lo que es Costa de Marfil aunque estoy segura que las expectativas serán superadas por la realidad...
Antes tenía una ligera idea de lo que podía suponer este viaje para mi vida.. y no tenía demasiado claro del porqué de mi decisión, pero ahora estoy convencida de que hay algo muy profundo que he de aprender de todo esto.. aún no lo sé .. pero intentaré estar alerta de aquello con lo que Dios quiera sorprenderme y dar un toque de atención.
Ha sido sorprendente este fin de semana, ver como toda una cadena de acontecimientos había llevado a cada persona a tomar la decisión de este año viajar a Costa de Marfil.
Fue duro y a la vez un reto escuchar la realidad por la que cientos de personas están pasando en estos momentos en las tierras de Man., pero también fue alentador como hay VALIENTES dispuestas a luchar pos sus derechos y a vivir una fe real, que combina confianza en Dios y acción sin miedo. Algo que para muchos cristianos en Europa es olvidado y relegado por la multitud de escusas que nos inventamos.
Para terminar decir que estoy encantada con el grupo , va a ser un tiempo bueno en el que picaduras de mosquitos y otros gajes del oficio serán recordados en el futuro como una mera anécdota y la esencia quedará impregnada en nuestros corazones...

Tus manos , ( de Tanella Boni poetisa Marfileña)


Tus manos


Tus manos llamean

bailan y ondulan

llamas de lumbre de leña.

Tus manos crepitan

bailan y suben

iluminan

el espacio abierto e infinito.

Bailan en la inmensidad

de la noche

destellos de lumbre de leña.

Ellas suben

fuegos fatuos.

Ellas caminan

fuego del día.

Ellas abrazan

la tierra el agua

el cielo enterno.

Fuego del día y de la noche.

Tus manos corren vuelan

sobrevuelan el mapa brumoso

que llanea y se ilumina.

Tus manos alumbran la vida.

Tus manos matan la muerte


Se ha producido un error en este gadget.